inversionesinvertir en bolsavídeos

¿Vivir de la bolsa? Esta es la única forma de hacerlo.

Circulan cientos de métodos por internet para vivir de la bolsa, pero solo hay una manera de lograr esto, y puede que no te guste escucharlo.

Cuando hablamos de vivir de la bolsa, Internet se ha llenado de personas, a menudo vendehumos, que dicen tener el método perfecto para que todos los días consigas generar ingresos de tu inversión en bolsa mientras viajas por el mundo y dedicándole unas pocas horas a la semana. Por supuesto que la cosa no funciona así.

En el vídeo explicamos cuál es el único método eficaz y comprobado empíricamente para que puedas vivir de la bolsa, con un mensaje que puede que no guste a todo el mundo, pero es la verdad al fin y al cabo. De hecho, las probabilidades de que acabes viviendo de la bolsa son extremadamente bajas, más que nada, porque como decimos, necesitarás tener una actividad principal que te genere ingresos para ir introduciendo capital en los mercados.

¿Vivir de la bolsa con el Trading?

La mayoría de estos genios o vendehumos hacen afirmaciones verdaderamente peligrosas y que acaban costando el dinero a las personas que, ilusamente, piensan que pueden obtener una estrategia, un método que les haga vencer al mercado mes tras mes, cuando los datos muestran que más del 90% de los traders pierden dinero, mientras que el resto logran obtener unas rentabilidades que están por debajo de la inversión pasiva.

Vivir de la bolsa con el trading supone que debes lograr una rentabilidad mensual superior a la rentabilidad anual de los mejores inversores de todos los tiempos.

Solo existe una forma de vivir de la bolsa, que es obtener unos ingresos pasivos procedentes de los dividendos de acciones que logren mantener tu estilo de vida. Todo lo que no sea eso, no es vivir de la bolsa. Más bien sería jugar a la bolsa. Y la bolsa, al igual que en los mejores casinos, si entras a jugar y pasas el tiempo suficiente dentro del casino, la casa acaba ganando.

El mensaje del vídeo, puede que no sea lo más popular, pero a fin de cuentas, es la realidad. Ignórala y posiblemente acabes teniendo problemas.

Ya hablamos de esto en un anterior artículo hablando sobre la aleatoriedad en la inversión y poniendo como ejemplo a dos inversores reales. Una historia que aparecía en el libro «¿Existe la suerte?«, de Nassim Nicholas Taleb, y que básicamente nos relata la realidad de los mercados. Quien gana mucho más en bolsa, lo hace porque arriesga mucho más. Si mantienes en el tiempo este alto riesgo, será el propio tiempo el que te haga reventar (término que se usa en la jerga bursátil para referirse a un broker que ha traspasado los límites aceptados de pérdidas y que deberá buscarse otro trabajo).

Fondos de inversión Vs Fondos Indexados

En el vídeo hablamos de este punto de forma superficial. Los fondos de inversión de gestión activa, de media, en un plazo de 10 años, no consiguen batir la rentabilidad de un fondo indexado. La inversión pasiva lleva mucho tiempo demostrando que es más rentable que la inversión activa.

*Los fondos indexados sería la forma de comprar un índice completo.

Pero entonces, ¿Por qué las personas e incluso los gestores de fondos de inversión de gestión activa siguen confiando en estas habilidades para batir a los mercados? Si bien somos conscientes de que un fondo indexado puede darnos hasta un 8 ó 12 por ciento de rentabilidad media anual en 10 años, todo el mundo ve cómo algunas empresas se disparan hasta un 300% a lo largo de un año.

Todo el mundo piensa en que sería magnífico que el gestor de nuestro fondo de inversión se ponga corto cuando las acciones van a caer, salga de aquellas inversiones que se están torciendo y entre en esas acciones que en ese momento están alcistas.

Digamos que todo el mundo quiere creer que podrá arañar más rentabilidad que un fondo indexado gestionándolo activamente. Pero la realidad muestra que muy pocos lo consiguen, si es que pueden llegar a mantener una racha positiva durante mucho tiempo.

La realidad es que cuanto más activo seas, más probabilidad tendrás de mover las fichas en sentido equivocado. Y así ocurre por regla general. A esto hay que añadirle las altas comisiones que tiene un fondo de inversión de gestión activa, tanto sui el fondo gana como si el fondo pierde.

Ya explicamos cómo funcionan los fondos indexados y sus diferencias con los ETFs de una forma completa y detallada.

Pero volviendo al grano, si quieres vivir de la inversión en bolsa, olvídate de trading y de técnicas milagrosas. No funcionan, te digan lo que te digan. Si después de ver el vídeo tienes alguna duda de lo que se dice ahí, por aquí estamos para responderte.

Recomendado: 15 Libros de bolsa que debes leer.
A. Carlos González
Apasionado de las ventas, las finanzas, estratega empresarial, entusiasta del desarrollo personal y algunas cosas más

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.