Hacks de vida

12 Cosas que puedes aprender en menos de 1 minuto y que te servirán para siempre.

hombre enfadado teléfono

¿Qué puedes aprender de forma rápida y que te sirva en tu día a día por el resto de tu vida? Aquí van un compendio de pequeños consejos, y no por ello poco importantes, que debes tener presentes en tu vida. Sólo requiere que los recuerdes para cuando llegue el momento de aplicarlos. Algunos podríamos decir que son consejos de vida para tu propia supervivencia en el día a día.

ver también: lo que aprendí del libro Hábitos atómicos de James Clear

12 cosas que puedes aprender hoy y que te serán útiles en la vida.

 

1. En días de lluvia no camines con ambas manos en los bolsillos.

Puede parecer una estupidez, pero esto lo aprendí de la peor forma posible. Las probabilidades son bajas, pero ocurren. Y es que sobre todo en esas primeras gotas de lluvia que caen en el suelo, pueden provocar un resbalón cuando menos te lo esperas. El resbalón es rápido, por lo que tu cabeza habrá golpeado con el suelo antes de que te dé tiempo a sacar las manos de los bolsillos.

Ver también:  Ideas para el sistema de negocio perfecto. 7 Claves para el éxito de un negocio

2. Cuando escribas un correo electrónico, deja el destinatario para el final.

Y es que suele ocurrir que, por algún motivo, en ocasiones se nos va la mano a «enviar correo» sin estar completo o acabado. Siguiendo este sencillo consejo, aunque se te vaya el dedo, el propio servicio de correo te pedirá que introduzcas una dirección de correo. #ni-un-correo-mal-enviado-nunca-mas.

3. Evita las notas importantes en el blog de notas del PC.

Por algún motivo, el bloc de notas no se guarda automáticamente, por lo que puede ocurrir que habiendo escrito algo importante en el bloc de notas, se produzca un corte de luz y habrás perdido lo que escribiste, a no ser que guardaras el texto. Para textos largos, trata de evitar dentro de lo posible el bloc de notas, pues siguiendo las leyes de Murphy, si nunca te ha ocurrido, es muy posible que te ocurra el día que más necesitabas esa nota.

4. Lleva siempre en el coche una prenda de abrigo y una botella de agua.

Al menos donde yo vivo (Granada), este consejo es imprescindible incluso en el mes de agosto, donde puedes encontrarte con una diferencia de 15 grados de temperatura (o más) entre las 14:00 h y las 12:00 h. Y más de uno se arrepiente cuando se le alarga el día y no tiene una prenda más abrigada. La botella de agua simplemente llévala. Posiblemente algún día encontrarás los incontables usos que tiene (además de beber para calmar la sed)

5. ¿Has necesitado conservar el máximo de batería de tu móvil por una emergencia no prevista?

En ocasiones estamos en una zona donde no hay electricidad o, sencillamente no llevamos cargador. Supongamos que tienes un 5% de batería y te debe durar al menos 4 ó 5 horas sin poder apagar el teléfono porque esperas una llamada importante. En estos casos, la mayoría de la gente olvida apagar la wifi del teléfono móvil. Y es que aunque no estés conectado a una red wifi, el dispositivo la buscará, gastando energía. Lo mismo ocurre con el Bluetooth. Puede que únicamente te aporte unos 5 minutos ó 20 minutos extra, pero a veces son necesarios esos minutos.

Ver también:  7 Lecciones para el éxito, de William H. McRaven, comandante de los SEAL que dio caza a Bin Laden

6. Protege los ojos.

Los ojos posiblemente sean la parte más frágil de nuestro cuerpo y la más difícil de restaurar en caso de daños. Es por eso que, ante cualquier actividad que pudiera ponerlos en peligro, protégelos con unas gafas. Si vas a empalmar un cable o algo tan sencillo como cambiar una bombilla, aunque las probabilidades de sufrir daños sean mínimas, no requiere esfuerzo proteger los ojos.

7. Comienza a usar el «¿por qué?».

¿Por qué estoy comiendo comida basura?¿Por qué voy a tomarme una copa?¿Por qué me he gastado 800 euros en un móvil en lugar de comprar uno de 200€? Comenzarás a encontrar respuestas, y de ti dependerá hacer caso a esas respuestas y hacer algo al respecto o no hacerlo.

8. Olvida los «¿Porqués?»

Ante desgracias o momentos adversos de la vida, olvídate de los porqués y comienza a aplicar los «qués». Es decir, si te deja tu pareja o te despiden del trabajo, de nada servirá decirte a ti mismo: «¿Por qué a mí?¿por qué me ha dejado?¿Por qué me han despedido?» Olvida eso, porque no importa. Simplemente pregúntate, «¿Qué puedo hacer a partir de ahora?» Y convierte esto en un hábito. Tu vida mejora automáticamente, pues dejamos de victimizarnos y hacernos preguntas sin importancia al mismo tiempo que buscamos una respuesta útil.  Ya hablé más a fondo de este tema en nuestro artículo cambia los porqués por los qués.

9. Recuerda ser el primero o el último.

Hoy día sabemos que las personas tienen más facilidad para recordar las primeras y las últimas cosas que le ocurrieron. La mayoría de los recuerdos se saltan las cosas intermedias. Esto es útil saberlo si estás en una presentación, una entrevista de trabajo o cualquier cosa donde necesites llamar la atención y que te tengan en cuenta. Si tienes la oportunidad, sé el primero en hablar o el último. Tus posibilidades aumentan de forma considerable.

Ver también:  La fórmula definitiva para el éxito, y cómo interfiere en ella el Síndrome Niágara - Tony Robbins y el momento "Oh Mierda!!" de la vida.

10. Usa correctamente la palabra creo.

Este es un consejo que me dieron hace tiempo. Es por eso que yo la aplico a conciencia. Cuando digo «creo que…» es porque no completamente seguro de algo. Si vas a decir algo contundente de lo que sabes y quieres que te tomen en serio, no creas, simplemente dilo. Más bien di «créeme, es así». Sabiendo esto, el «creo» puede usarse para decir algo negativo pero bajándole la intensidad. Es decir, «creo que no lo has hecho del todo bien», lo cual es un mensaje menos hiriente que decir: «esto está mal hecho».

11. Cambia «lo siento» por «gracias» en algunas situaciones.

Imagina que llegas tarde a una reunión y dices: «siento llegar tarde» o «perdón por llegar tarde». Cambia eso por «Gracias por esperar». Suena más diplomático e incluso darían ganas de decir: «no, gracias a ti, por haber llegado» 🙂 Aunque parezca una chorrada, el cerebro del oyente lo percibe de diferente manera, así que trata de acoplarlo en aquellas situaciones en que proceda.

12. No escuches a tu corazón ni sigas a tu corazón.

La expresión «sigue a tu corazón» ha provocado más depresiones y arrepentimientos que cualquier otra expresión, pues si bien se dice de forma bienintencionada, es la carta blanca para realizar todo tipo de estupideces. No escuches a tu corazón, pues el corazón no habla ni piensa. El corazón es el encargado de regar el cerebro. Escucha lo que te dice tu cerebro y que sea el cerebro el que le dé permiso a tu corazón para coger un camino que te conviene u otro.

Ver: Cómo acelerar el proceso de aprendizaje y todo lo relacionado al dominio de una habilidad.
A. Carlos González
Autor de "Cenizas de Prosperidad", Apasionado de las ventas, las finanzas, estratega empresarial, entusiasta del desarrollo personal y algunas cosas más

2 comentarios

  • Enormes consejos Carlos. Solo me flojea un poco el del corazón

    Vamos a ver, todos sabemos que el corazón es un órgano que riega el cuerpo por dentro. Cuando se usa esta expresión no se hace referencia al órgano que bombea sangre, es una metáfora

    Dicho esto, que seguro que no te aporta nada nuevo, no somos solo cerebro racional, tenemos dos hemisferios uno es racional y el otro más intuitivo. El estado de flujo (una de las mayores fuentes de felicidad) es la óptima sincronización y funcionamiento de ambos

    Por otro lado, cuando conoces a una persona y algo te dice que no confíes o que tengas cuidado, es muy probable que estés en lo cierto, las neuronas espejo funcionan a la perfección desde hace miles de años y están para protegernos del entorno

    Y ya para terminar, podría estar de acuerdo con lo de no sigas a tu corazón si no eres un profesional o entendido en la materia que afecta a la decisión que has de tomar. Cuando alguien domina una materia, la intuición o corazón como lo llamas, es un gran aliado, porque está usando material válido para llegar a sus conclusiones, en cambio si no tienes npi sobre algo, la intuición es mala consejera

    Un saludo y gracias por volver a la temática dinero-productividad en tu canal de Youtube

    • Bueno, con el tema de dejarte llevar por el corazón, donde más aplica es en el campo de las relaciones, donde ante la duda sobre si estar con alguien o no, te suelen decir: «escucha a tu corazón», y claro, olvidamos que el enamoramiento no es racional, por lo que la cabeza te dice «esa persona no me conviene», pero si escuchas al corazón, éste dice que «para adelante».

      En campos profesionales, como bien mencionas, no lo llamaría escuchar al corazón, sino seguir tu intuición, y teniendo en cuenta que la intuición es fruto de la experiencia inconsciente, suele ser buena idea seguirla. Gracias por tu comentario.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.