educacion financieraNoticias

4 Errores al comprar en internet que posiblemente estés cometiendo y que son muy fáciles de evitar.

Estas son algunas precauciones que debes tomar a la hora de comprar en línea, así como algunos consejos de educación financiera.

compras en internet

Definitivamente, comprar en línea tiene toda una serie de ventajas. Desde comprar el producto que te interesa sin salir de casa y recibirlo en tu hogar hasta ahorrarte una buena cantidad de dinero. Comprar en internet se ha vuelto algo común y sin duda, algo que por regla general es una experiencia de compra segura. Sin embargo, se deben tomar ciertas precauciones, pues los fraudes también están a la orden del día, y damos por hecho que en caso de hacer una mala compra, de alguna manera estaremos protegidos. Pero esto no siempre es así. Aquí van algunos errores comunes a la hora de comprar de comprar en línea y que no es difícil evitarlos.

Los errores más comunes al comprar en línea y cómo evitarlos.

 

1. No verificar la legitimidad de un sitio web.

Si estás buscando un producto para comprar en internet, puedes buscar el producto en Google. Ahí te aparecerán diferentes resultados e incluso diferentes precios. A menudo veremos tiendas online menos populares o desconocidas para nosotros. Este hecho no significa que estemos ante una página de poco fiar, pues podría ser de un emprendedor que está comenzando a vender por internet y que tiene la mejor intención del mundo.

Pero en muchos casos, cegados por el bajo precio que hemos encontrado, nos limitamos a ver las opiniones de otros usuarios que alaban el buen servicio de la web y la profesionalidad de esta empresa. Lo que muchas personas no terminan de comprender que algunas páginas fraudulentas suelen incluir opiniones falsas. Ni Amazon se libra de este problema. Esa persona compra el producto y lo siguiente que sabe es que su tarjeta de crédito ha sido comprometida, y que incluso el producto que compró no llegará a su domicilio.

Ver también:  5 Preguntas sobre tu dinero que debes ser capaz de responder.

Para evitar esta situación, en primer lugar se debe aplicar el sentido común. Si una cámara de fotos cuesta entre 350€ y 500€, y la encuentras por 150€, ya de por sí eso es una señal de alerta. Comienza a desconfiar, pues este tipo de práctica se encuentra entre las estafas más comunes en internet. Y hablamos de ello en nuestro artículo «Formas de ganar dinero sucio en internet«.

Seguidamente, investiga el sitio web antes de ofrecer cualquier tipo de dato bancario. En una sencilla búsqueda en Google (nombredeempresa opiniones), seguramente ya existirá un hilo abierto en algún foro donde muchos usuarios ya estarán usando la palabra estafa.

Debes comprender que incluso las empresas legítimas, pasan tus datos bancarios e información financiera a una base de datos privada en su servidor. Como empresa legítima nunca harán uso de ellos, pero en caso de ser una empresa con malas intenciones, puedes tener serios problemas y ya no sólo por el robo de dinero, sino por la suplantación de identidad. Y ese punto sí puede ser algo bastante grave, pues con tu información personal y datos bancarios podrían llegar a adquirir todo tipo de productos a tu nombre.

2. Usar una conexión WiFi pública.

Imagina que estás tomando un café con un amigo conectado a la wifi del local o a cualquier otra wifi pública, y deseas realizar alguna compra. Das tus datos de usuario y seguidamente introduces tu tarjeta para comprar el producto. Acabas de cometer un grave error muy común que, en ocasiones, acaba teniendo serias consecuencias.

Y es que una red wifi pública no es tu red, y los datos circulan por ella, pudiendo estar al alcance de otros usuarios que sepan lo que hacen. Cuando no estés dentro de tu red doméstica, evita realizar compras e incluso introducir contraseñas estando conectado a otra red wifi. En caso de ser algo urgente, usa tus datos móviles.

Ver también:  Jim Rohn: El éxito fue fácil. Para otros fue más fácil no tenerlo.

3. Hacer clic en enlaces de mensajes o correos electrónicos desconocidos.

Recibes un correo electrónico de tu tienda favorita ofreciendo un suculento descuento. La emoción se apodera de ti y le das a «usar el descuento», llevándote a la tienda y realizando la compra. El producto no te llega y, nuevamente, tus datos bancarios han sido expuestos, pues el correo no era de la tienda en cuestión y la página a través de la que compraste, a pesar de que parecía la tienda, tampoco lo era.

Y es que esta estafa también está bastante bien profesionalizada.

amazon-descuentos.com no es el mismo dominio que amazon.com. En otros casos, la diferencia es más sutil: amazom.com. Y en ocasiones se cambia una i por una l.

Es por eso que en internet siempre debemos estar con «la mosca detrás de la oreja». Por no hablar de que debemos tratar de hacer clic lo menos posible tanto en enlaces como en imágenes, pues incluso una imagen puede tener código oculto en ella que podría introducirnos cualquier virus o recopilador de datos.

…y otros consejos de educación financiera a la hora de comprar en internet.

Si bien en la primera parte hemos visto algunos de los errores fáciles de evitar cuando compramos en línea, veamos ahora algunos consejos dentro de la inteligencia financiera para evitar otro tipo de errores que, al mismo tiempo, también son muy fáciles de evitar.

Que sea barato no significa que debamos comprarlo.

No hay motivo más estúpido que comprar algo por el simple hecho de que es barato en lugar de mirar si realmente es algo que nos hace falta. y me atrevería a decir que esto, en menor o mayor medida nos ha ocurrido a todos. Ese 60% de descuento con letras amarillas en un fondo rojo tiene algo mágico para ayudarnos a comprar compulsivamente. Piensa si realmente necesitas comprarlo.

Ver también:  Ahora puedes pedirle a Google que elimine tus datos personales de los resultados de búsqueda con solo un clic.

Comprar más para obtener envío gratuito.

En ocasiones necesitamos un producto que cuesta 15€, pero nos cobran 3€ por gastos de envío, a no ser que alcancemos el mínimo requerido de compra (29€) para que los gastos de envío sean gratuitos. Y acabamos comprando algo que en  principio no nos hacía demasiada falta para aprovechar el envío gratuito. Es decir, pro ahorrarnos 3€ de gastos de envío acabamos gastándonos otros 14€.

No buscar cupones de descuento.

Muchas de las tiendas en internet tienen ciertos cupones de descuento que se pueden aprovechar. haz una búsqueda en internet sobre los cupones de descuento de dicha página en internet y es probable que te encuentres con alguna sorpresa agradable.

No obstante, y para terminar, muchos de los errores financieros que cometemos al comprar en línea son debidos a cometer un error fundamental dentro de la educación financiera, como es no tener un presupuesto. y es que cuando contamos con un presupuesto, éste ya nos dice lo que podemos gastar y lo que debemos gastar. Recuerda que no se puede gestionar aquello que no se puede medir, por lo que tener un presupuesto es la mejor forma de lograrlo.

Ver: Warren Buffett: Éste es el mayor error que los padres cometen con sus hijos en cuestión de dinero.
A. Carlos González
Autor de "Cenizas de Prosperidad", Apasionado de las ventas, las finanzas, estratega empresarial, entusiasta del desarrollo personal y algunas cosas más

1 comentario

  • Sin duda has nombrado los más importantes, pero añadiría un par que se complementan y otro especial para viajes, conciertos y alquileres de vehículos:
    1. Compara precios en varias webs, puede haber significativas diferencias
    2. Deja las posibles compras un par de días o más en el carrito. Si verdaderamente lo necesitas, volverás a finalizar la compra. Mientras aprovecha ese tiempo para insistir en el punto 1
    3. Para comprar un billete de tren, avión, concierto o un hospedaje o un alquiler de vehículo, usa el modo incógnito y prueba desde varios navegadores. Los precios pueden fluctuar bastante si te rastrean e identifican tu poder adquisitivo más o menos alto

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.