Please assign a menu to the primary menu location under menu

emprendedoresnegocios

Cómo aumentar la tasa de conversión de tu tienda online (Ecommerce)

Mejorar o aumentar la tasa de conversión es una prioridad. Si la tasa de conversión en tu tienda online es baja o nula, no importará el número de seguidores que tengas en redes sociales ni el buen trabajo que haga tu community manager. Tampoco importará que aumentes el número de visitas a tu sitio web o blog. Si tu negocio consiste en la venta de algo y los usuarios que llegan a tu web se van sin comprar, sencillamente, tu negocio acabará cerrando.

¿Qué es la tasa de conversión en un ecommerce?

Explicado de una forma sencilla, la tasa de conversión es el porcentaje de usuarios que tras llegar a un sitio web, acaban realizando la acción que deseabas. En el caso de una tienda online, la acción más rentable, sin duda, es una compra de alguno de tus productos. En otros casos, puede ser registrarse a tu boletín de noticias. Es decir, si de 100 usuarios que has atraído a tu sitio web por las diferentes vías de captación (redes sociales, publicidad, etc…) acaban comprando 2 usuarios, tu tasa de conversión sería de un 2%.

¿Es alta o baja o baja esta tasa de conversión?¿Cuál es la tasa de conversión ideal de un ecommece?

Pues lo cierto es que no existe una tasa de conversión ideal, pues cada sitio tiene un número diferente de usuarios, unos márgenes de ganancia mayores por cada compra, etc. La tasa de conversión ideal, por lo tanto, y para no fallar, sería “más que la tasa de conversión del mes anterior.”

Y ahora entremos en materia.

¿Cómo aumentar la tasa de conversión de una tienda online?

Ecommerce - aumentar la tasa de conversión tienda online

En internet, el usuario puede comprar en cualquier momento, a cualquier hora y desde cualquier lugar. Así que para comenzar, nuestra tienda online debe poner los menores impedimentos posibles y hacerlo de la forma más fácil que se pueda hacer para el usuario.

Esto puede sonar muy obvio, pero en más de una ocasión, tras tomar la decisión de realizar una compra en algún sitio web, he visto más problemas que otra cosa, y he acabado por salir sin comprar.

Desde Stratesys, un hub nativo digital entre Europa y América, han elaborado una especie de decálogo para aumentar el CRO (Conversion Rate Optimization) o Ratio de optimización de la conversión.

 

1.  Centrarnos en los usuarios móviles.

mobile first ecommerce

La mayoría del tráfico que hoy día llega a nuestras webs y tiendas online, procede desde el tráfico de smartphones, por lo que a la hora de diseñar nuestra tienda online con la idea de facilitar la experiencia de compra, no hay que olvidar a los usuarios de PCs pero debemos centrar más energía en los usuarios de móviles.

Se deben evitar textos o botones muy pequeños y debemos asegurarnos de que el diseño de la página sea totalmente adaptable a la experiencia del usuario móvil.

2. Un sitio que genere seguridad y tranquilidad al usuario que desea comprar.

Los clientes necesitan tener la seguridad que sus datos y pagos estarán protegidos. Debes contar con el certificado de “sitio seguro”, pero también es clave el momento de conectar con la pasarela de pago para que en ningún momento el cliente tenga la sensación de que está perdiendo el control de la compra.

Simplemente solucionando algunos errores en este sentido algunas tiendas online han visto cómo aumentaba su tasa de conversión.

3. Optimizar los tiempos de carga de la página.

Esto es importante no solo para aumentar la tasa de conversión. También lo es para Google y para el posicionamiento. Debemos contar que los usuarios cada vez son menos pacientes, y si ven que una página tarda en cargar demasiado, no dudarán en cerrar la página.

Además, hay algo que no cambia entre la venta en tienda física y la venta en tiendas online. Al final, el cliente recuerda la experiencia que ha tenido mientras se encontraba en el sitio, y por lo tanto, la experiencia percibida añadirá o restará posibilidades de comprar y de volver más adelante.

Asegúrate de que los tiempos de carga de tu ecommerce son bajos.

Ver: Cómo iniciar un negocio – la guía poco convencional para emprendedores

 

4. Cuida tus copys (textos y descripciones)

Sin duda, los textos y descripciones en tus productos pueden marcar la diferencia. Incluso aprender algo de copywriting puede ayudarte a mejorar la tasa de conversión al usar frases o expresiones que inciten a comprar. Pero ante todo, asegúrate de que la descripción sea lo más completa posible, así como los beneficios del producto en sí.

Hacer ciertos cambios en los textos y mejorar las descripciones puede llegar a duplicar tu tasa de conversión de ventas.

5. Aprovecha las redes sociales para vender.

redes sociales smartphone

Las redes sociales no solo nos pueden ayudar para darnos a conocer y atraer tráfico a nuestra tienda online. Cada vez más, las redes sociales cuentan con más funcionalidades de ecommerce, donde incluso en Instagram y Facebook el usuario ya puede realizar compras sin necesidad de salir de la red social en cuestión.

Realizar una buena estrategia de social media nos permite incrementar el alcance de nuestros productos e incluso mejorar su experiencia de compra, ya que podemos utilizar formatos interactivos para que el usuario pueda ver mejor el producto e incentivar su compra.

6. No te olvides de la atención al cliente.

Como decíamos antes, los usuarios pueden conectarse desde cualquier lugar a través de su teléfono móvil, y cuando una marca le ofrece un live-chat o Chatbots para solucionarle las dudas en tiempo real a un usuario que está dudando si comprar o no, en cuanto la duda se le quede resuelta, es muy posible que acabe realizando la compra.

Ver: Esto es lo que los emprendedores en serie hacen de forma diferente en los negocios

 

7. Usa las notificaciones push para estar en el momento idóneo.

Una ventaja de las tiendas online es que te puedes poner en contacto con tus potenciales compradores en el momento idóneo, por lo que cuando el usuario se encuentre en un determinado lugar donde sepas que puede necesitar tu producto, puedes utilizar una notificación push. De esta forma, es como si le impactaras con la información necesaria justo en el momento correcto.

8. Apuesta por el contenido creado por el propio usuario.

Vale mucho más lo que diga un cliente que lo que diga la empresa. En un alto porcentaje de las veces la decisión de compra se toma una vez que el usuario ha consultado qué dicen otros compradores sobre tu empresa y tu producto.

Es por eso que las empresas invierten mucho  tiempo y algún dinero en generar este tipo de contenido, el cual, en ocasiones, incluso puede ser generado por la propia empresa, pero es necesario. Estamos en una época donde las empresas buscan la vía necesaria para saltarse las normas de plataformas como Amazon, donde está prohibido comprar comentarios positivos, y aún así, existen empresas que se encargan de satisfacer esta demanda.

Otras empresas pagan a personas por comentarios en foros o tiendas para que hablen bien del producto sin que se note que son comentarios pagados. ¿Una práctica poco ética? Puede que sí, pero por desgracia, necesaria si quieres vender más en tu tienda online.

9. El Checkout, el paso más importante para aumentar la tasa de conversión.

Una pequeña distracción, un pequeño error en el proceso del Checkout y puedes provocar que tu ratio de conversión se desplome. La experiencia de usuario en este punto es vital.

Utiliza formularios autocompletados, implementa el pago en un click y genera confianza en el pago. Si en algún momento se deben poner las cosas fáciles para que el cliente compre, sin duda, es este momento.

10. Usa los test A/B.

Es posible que no acertemos a la primera o que incluso al hacer algunos cambios empeoremos la tasa de conversión. Para ello, lo mejor es dejar registro de los experimentos y comparar los ratios de conversión con según qué cambio. Luego nos quedamos con el que mejor tasa de conversión nos haya proporcionado.

Y esto se puede conseguir de forma fácil. Ya existen servicios y herramientas que de forma aleatoria presentan a los usuarios una u otra versión. Luego nos darán los resultados y será fácil saber qué versión nos ofrece mejor tasa de conversión para nuestra tienda.

Las posibilidades son muchas y no hay que desanimarse si no encontramos de primeras los resultados deseados. El simple hecho de que los usuarios lleguen a la página final de compra nos indica que existe un interés real del comprador. Si aún así, la tasa de conversión es baja, es porque algo falla en esa parte de la experiencia de usuario, y simplemente se debe mejorar.

Ver también: 35 Frases de negocios para emprendedores por expertos en el arte de los negocios.

A. Carlos González
Apasionado de las ventas, las finanzas, estratega empresarial, entusiasta del desarrollo personal y algunas cosas más

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.